Mitos y verdades de la reparación del motor

carroya.com carros y motos nuevos y usados en Colombia

Noticias y lanzamientos

ArtículoMitos y verdades de la reparación del motor

Cuando se pierde el ajuste de los componentes, vienen problemas que requieren restaurar las partes a sus medidas de funcionamiento originales.
Los motores tienen desgastes internos porque son piezas cuyas medidas tienen tolerancias muy exactas. Cuando se pierde el ajuste de los componentes, vienen problemas que requieren restaurar las partes a sus medidas de funcionamiento originales.
Crédito: Motor.com.co

  • Reportar
    errores
  • Compartir Compartir en delicious Compartir en twitter Compartir en delicious

Actualidad | Julio 31 de 2010- Cambiar un motor significa sacarlo, con bloque y todo, y colocar uno nuevo. Repararlo implica ajustes de bloque, cigüeñal y bielas, y añadirle piezas nuevas.

EL TIEMPO, sección Vehículos

Si bien es cierto que las nuevas tecnologías han multiplicado la vida de los motores, también lo es que la mala conducción, nuestras calles y carreteras llenas de mugre y partículas y la manía de hacer mantenimientos básicos a destiempo pueden ir en contra de su vida útil.

¿Es posible cuidarlo bajo esas condiciones?
En cuanto a la conducción, lo primero a tener en cuenta es el tipo de motor del que se trata: si es de altas revoluciones, no es recomendable manejarlo a paso de tortuga porque la lubricación se empobrece; y si es de bajas revoluciones, no se debe forzar demasiado porque el aceite no alcanza a lubricar y 'pasa derecho'.

Cambiar aceite y filtro 'a ojímetro' atenta contra la máquina, más aún porque durante los eternos trancones de nuestras ciudades y carreteras el motor sigue girando a 900 revoluciones por minuto mientras gasta gasolina y aceite, y esos lapsos de tiempo son difíciles de contabilizar como recorridos por él.

Pero aun si lo cuida muy bien, el motor tiene su vida útil y su final empieza a manifestarse cuando las piezas que lo componen empiezan a desgastarse y ese desgaste influye en su buen funcionamiento.

¿Cómo saber que un carro está para reparar? ¿Qué es lo que le hacen exactamente? ¿Es posible repararlo parcialmente?
Trasladamos estas y otras dudas frecuentes de nuestros lectores a José Clopatofsky, director de la revista MOTOR, cuyas respuestas le pueden ser útiles, especialmente si su vehículo ya muestra signos de cansancio.

¿Qué significa 'reparar' un motor?
Los motores tienen desgastes internos porque son piezas cuyas medidas tienen ajustes y tolerancias muy exactas. Cuando por roces, uso, deterioro de la lubricación y mugre especialmente, se pierde el ajuste de los componentes, vienen problemas que requieren restaurar las partes a sus medidas de funcionamiento originales.

Por consiguiente, significa desbaratarlo, medirlo con toda precisión, rectificar las partes que tienen excesivo desgaste para cambiarlas por unas nuevas de diferente medida y rearmarlo con todos sus componentes en un 100 por ciento de fidelidad con los datos del fabricante.

¿Los motores nuevos de alta gama son reparables o es cierto que son desechables?
No es cuestión de gamas sino de tecnologías modernas. Hoy las tolerancias o espacios entre piezas son menores y por ende la fabricación de los componentes del motor son hechos en máquinas de altísima precisión que no se puede reproducir en las condiciones usuales de reparación de los motores 'after market'.

Puede ser un motor de un carro popular o uno de alta gama sin diferencia de métodos de arreglo o reemplazo. Tampoco venden partes en sobre medida, por lo cual se reemplaza por lo general lo que se llama 'el 3/4 del motor', o sea, bloque con pistones, cigüeñal y bielas ya armados desde la fábrica. Para allá van todos los motores y carros de estos tiempos, de cualquier nivel.

¿Cómo identificar si el motor ya está para reparar?
El síntoma más común es el consumo excesivo de aceite, que se puede dar por desgaste de los cilindros, anillos y los mismos pistones. O bien, por los sellos de las válvulas y las guías de las mismas en la culata.

Lo primero implica reparar el motor con piezas en sobre medida y rectificarlo (salvo si viene el kit completo con camisas y pistones que se reemplaza, como es el caso de muchos motores Renault). Lo segundo, se puede atender reparando las partes dañadas en ese componente individual. Pero usualmente ese desgaste no está tan focalizado pues igualmente muchas otras partes del motor pueden estar fuera de medidas y necesitan atención por las horas de uso acumulado (que es diferente al kilometraje).

Una segunda etapa es cuando el motor tiene ruidos de funcionamiento internos que se deben corregir de inmediato, pues son partes que están moviéndose anormalmente y si se rompen, de inmediato destruyen el motor y es lo que se llama 'sacar la mano'.

¿Hay herramientas para esa comprobación o es a ojo y saber del mecánico?
Hay una herramienta clave que es el medidor de fugas de compresión, muy diferente al reloj sencillo de presión que muchos usan para saber el estado del motor y que en realidad poco dice y, más bien, dice mentiras.

Se trata de una herramienta con la cual se infla el motor mediante aire a presión proveniente de un compresor externo, estando cada cilindro en punto muerto superior, con las válvulas cerradas. La herramienta tiene dos medidores, uno de la presión de entrada y otro que mide cómo se sostiene dentro del cilindro ese aire.

La diferencia es el porcentaje de pérdidas.  Más allá de un 25 por ciento es porque hay daño en anillos. Si pasa derecho, el aire o los anillos no existen y quitando la varilla del aceite se oirá el paso de aire. Si es válvula, además de la falla en el funcionamiento del motor cuando esté encendido, se sentirá en la admisión o en el escape el flujo de aire.

¿La vida útil del motor se puede medir en tiempo y kilometraje?
Precisamente ahí hay una gran diferencia. Se mide en horas de uso que es lo que cuenta porque los kilómetros son muy variables porque en carretera uno puede hacer 400 kilómetros en cinco horas y en ciudad puede tomar mucho más tiempo y desgaste.

Una cosa es la vida útil de un motor, es decir, que trabaje con la plenitud del rendimiento, y otra que funcione a medias y con fallas que es lo más común. Un motor en 'plenas facultades' debe superar los 120 mil kilómetros, que son más o menos unas 2.000 horas de funcionamiento por encima de la marcha mínima. 

Algunos talleres ofrecen 'anillar' el motor para que la reparación no salga tan costosa. ¿Qué significa 'anillar'? ¿Es recomendable hacerlo?
Para empezar, eso no es reparación, sino remiendo. Se trata de poner en los cilindros ovalados, anillos concéntricos que obviamente no pueden sellar al ciento por ciento por la diferencia de formas de las partes.

Es una alternativa temporal y de duración muy incierta. Además, hay que tener en cuenta que si el motor ya tiene ese desgaste en esos elementos, los otros también habrán sufrido, salvo que sean máquinas reputadamente débiles en ese aspecto y que prematura y constantemente consumen aceite. 

¿Una vez reparado, es necesario 'despegarlo' antes de usarlo a plenitud?
Negativo. El motor, si está en sus correctas medidas, con repuestos originales o equivalentes certificados y ha sido bien armado, se puede utilizar sin limitaciones desde el primer momento.

En los primeros 500 kilómetros, es probable que consuma aceite mientras se acomodan los anillos y cilindros, operación para la cual un trato 'brusco' de aceleradas y soltadas de pedal súbitas ayudan a hacerlo mejor. Y, en el caso de garantía, es mejor exigirlo racionalmente desde cuando sale del taller para saber que todo haya quedado correctamente montado y calibrado pues podrá exigir las correcciones del caso.

Un motor recién reparado no puede presentar problemas de ninguna índole ni el cliente debe someterse a disculpas de que "camínelo un tiempo" que eso se ajusta, que es "porque está nuevo", etc. Cualquier falla es un error en el trabajo o en la rectificación que el mecánico no notó al armar, o piezas defectuosas o de mala calidad.

¿Es cierto que el primer cambio de aceite después de reparado debe hacerse a los pocos kilómetros de recorrido? ¿Por qué?
En una precaución.  Más que el aceite, cambie el filtro porque en la armada a veces quedan pequeños mugres en los conductos de aceite y al sustituir el filtro y hasta el aceite al poco uso, unos 300 kilómetros, se elimina la posibilidad de que esas partículas rayen las partes nuevas.

¿Se debe usar un aceite especial en un motor reparado?
No hay ninguna indicación al respecto. Los aceites son universales para cualquier edad del motor y de hecho a ningún carro nuevo le sugieren cambiar el lubricante a medida que va gastando el motor.

Las especificaciones del aceite con el cual nace la máquina deben acompañarla hasta el final de su vida útil. Tampoco se recomiendan aditivos de ninguna índole, y menos si el motor está nuevo pues si son verdaderos antifriccionantes van a impedir el asentamiento de los anillos o a camuflar fallas de armado.

¿Cómo saber si el motor quedó mal reparado? Si sucede, ¿toca repararlo otra vez?
Muchos síntomas indican que la máquina está mal. Ruidos internos, recalentamiento (esto debido esencialmente a mala puesta a punto de algún elemento), consumo de aceite, mal rendimiento en materia de potencia, todo indica que hay errores de mano de obra o de piezas pues cuando el motor nuevo arranca a funcionar, debe estar perfecto.

Todo lo que le pase y lo que le argumenten en el taller sobre los problemas, son disculpas y si se debe a cosas internas, hay que desarmar de una vez.

¿Se deben usar repuestos originales?
Es lo ideal pero no siempre es practicable pues los costos de los concesionarios son exagerados y existen piezas equivalentes de correcta calidad y materiales que se pueden aplicar.

Obviamente, un carro en ese estado de merecer cirugía de motor ya está fuera de garantía y es probable que el costo del arreglo 'oficial' sea desproporcionado con respecto al valor del vehículo. En el mercado de repuestos no originales hay muchas calidades y marcas de piezas, entre las cuales el precio será un indicativo de su nivel.

En este caso, lo barato puede salir carísimo porque esas piezas de origen y calidad dudosos a veces no tienen consistencia en sus medidas, o bien los materiales no son correctos. Las rectificadoras saben bien cuáles marcas de esas partes son usables y cuáles no porque allá llegan los problemas y captan los defectos.

¿Qué papel juega la rectificadora?
Fundamental, pues allá es donde les dan a las partes las medidas exactas que se necesitan. Uno debería poder armar el motor sin comprobarlo, si proviene de una rectificadora profesional y cuyas máquinas estén perfectamente calibradas.

El 80 por ciento del éxito de la reparación puede estar en este procedimiento. La armada, en realidad, es una operación mecánica de cuidado, pero rutinaria.

Requisitos para el cambio de motor
Un cambio total de motor implica una serie de requisitos legales, pues cada uno viene con un número de serie que debe quedar registrado en la tarjeta de propiedad y en el Runt. Para legalizar el nuevo motor, las autoridades exigen lo siguiente:

- Formulario Único Nacional (FUN) con firmas y huellas. Debe llevar el total de las improntas adheridas al respaldo, incluyendo la del nuevo motor.

- Licencia de tránsito (tarjeta de propiedad) original.

- Fotocopia del Seguro Obligatorio (Soat) vigente.

- Estar al día por concepto de impuestos.

- Revisión técnico-mecánica vigente y aprobada.

- Original de la factura o documento que acredite la compra, especificando características, números, con improntas adheridas y nombre del propietario.

- Si es un motor nuevo, fotocopia simple de la declaración de importación.

- Para un motor nuevo sin número, se debe grabar el número de la placa en el bloque.

- Si el motor es usado, certificado de tradición del vehículo de donde se retira el motor, en donde conste el cambio realizado.

- Si el trámite es realizado por persona distinta al propietario, debe presentar original carta de autorización con firma y huella.

- El propietario debe estar a paz y salvo por concepto de multas e infracciones de tránsito.

Fuente: EL TIEMPO, sección Vehículos

Palabras Clave: MOTOR - CARRO - CAMBIO - REPARACION - FORMULARIO - PERMISO - IMPRONTAS
  • Reportar
    errores
  • Compartir Compartir en delicious Compartir en twitter Compartir en delicious

Vehículos relacionados con este artículo

cargando...

Buscar vehículos en venta en Colombia

Publicidad

Más temas de Noticias y lanzamientos

Artículo

Licencias de conducción: un caos sin límite

Actualidad A pesar de las vacaciones, las colas crecen conforme se acerca la fecha límite para renovar la licencia de conducción. » Ver más.

Artículo

Los peajes más costosos en Colombia

Actualidad Uno de los peajes más costosos se encuentra en la vía Bogotá - Villavicencio. » Ver más.

Buscar vehículo en Carroya

Carro
Moto
Estado
Tipode carro
Marca
Línea