Historias de taxi: la pasajera imprudente

Ene 04, 2015
Redacción Carroya.com

Este es el día a día de los seres que son los testigos de la oscura y también divertida realidad que se vive al trabajar en las calles de la ciudad.

Es el caso de Félix Santana, que experimentó en carne propia que es sentir pena ajena, al detenerse en un semáforo y ver como su pasajera se baja del vehículo, sube su falda y cumple el llamado urgente de la naturaleza justo al lado de una de sus desgastadas e inocentes llantas, en plena hora pico y sin ningún pudor.

También Félix ha sido asediado por los extraños fenómenos paranormales de la noche: en una fría carrera nocturna se dio cuenta de que el señor que acababa de recoger y su hija desaparecieron inexplicablemente kilómetros adelante sin dejar rastro y llevándose su respiración y su tranquilidad.

Ya sean detectives, cómplices, cupidos o tengan aventuras con seres de otro mundo, no podemos olvidar que son un gran gremio lleno de personas sencillas y trabajadoras que merecen respeto y buen trato.

Si es taxista y tiene una historia que contar, escríbanos a noticias@carroYA.com

 

 




Califica este árticulo: