¿Carro nuevo o usado? ¿Qué le conviene comprar?

Sep 11, 2015
Redacción Carroya.com
¿Carro nuevo o usado? ¿Qué le conviene comprar?

Probar el carro a comprar junto a su familia es vital. (Foto: Archivo El Tiempo Casa Editorial).

Por: Redacción Carroya.com / Asesor Carroya 

No solo el presupuesto es clave, las necesidades personales deben marcar la decisión.

Según el presupuesto disponible se puede optar por un vehículo nuevo o usado, pero se deben tener en cuenta aspectos vitales para su bolsillo. Las necesidades personales de transporte, sí es para pasear, trabajar o transportar mercancía, así como el número de integrantes del grupo familiar y el gusto personal, son temas que usted no debe dejar al azar.

Si lo necesita para carretera sin asfaltar o para trocha, necesita un campero o camioneta con tracción 4x4 y bajo. También es recomendable que ojalá venga con motor diesel de bajo consumo de combustible o con una conversión para utilizar Gas Natural Vehicular, que permita tener bajo control los gastos en los combustibles que son factor fundamental para el uso de cualquier vehículo. Aunque debe tener en cuenta que este tipo de vehículos pagan más impuesto, el SOAT es más costoso al igual que las llantas si se comparan con los mismos gastos para un automóvil pequeño y compacto.

¿Anda buscando el carro de sus sueños? Haga clic aquí para empezar a encontrarlo.

Con el usado se tiene la ventaja de poder comprar un vehículo de mayores especificaciones y equipamiento con el mismo dinero y hasta menos de lo necesario para adquirir un modelo básico, debido a que ya ha sufrido el inevitable y fuerte proceso de depreciación inicial.

Es aconsejable buscar entre las marcas más reconocidas en el mercado, pues estas generalmente ofrecen amplias redes de servicio y repuestos a nivel nacional. Pero si está interesado en una marca con una red de atención más limitada, compruebe que está sea sólida y que le ofrezca el servicio que pudiera necesitar en cualquier eventualidad. Esto además de ser una garantía para usted como usuario, también resulta muy importante a la hora de una posterior reventa ya que el vehículo será más atractivo para más personas.

Hace algunos años comprar vehículos para arreglar era una buena opción para muchos, hoy con los altos costos de las reparaciones, de los repuestos y los bajos precios de reventa de los  usados, antes que una buena opción, esta modalidad puede ser una forma fácil de perder dinero y tranquilidad.

Si desea conocer diferentes carros económicos, haga clic acá.

De entrada debe pensar en motores pequeños, hasta de 1.600 c.c que ofrezcan buena potencia y torque. Enfóquese en aquellos cuya tecnología y gestión electrónica garantice un consumo de combustible muy racional, si opta por mayores cilindradas y potencias debe tener en cuenta que él consumo de combustible es directamente proporcional a la cilindrada.

Recuerde que es muy importante que antes de comprar conduzca varios vehículos que puedan ser de su interés, ojalá en compañía de familia, esto le permitirá sacar valiosas conclusiones. Por tratarse de un vehículo usado, es fundamental que previamente haga someter al carro elegido a un riguroso y profesional peritaje técnico y legal que avale la compra. Aunque para muchos pueda parecer un gasto innecesario, seguro le podrá evitar problemas futuros.

Por último no olvide que la mejor compra es la que se hace de forma racional y práctica, sin afán y sin presión de ninguna clase y pagando lo justo por el mejor vehículo disponible.

Si desea encontrar un carro que le de gran rendimiento y seguridad, encuéntrelo entre esta amplia oferta.

Etiquetas:


Califica este árticulo: