La prueba de fuego para comprar carro usado: manejarlo

Jul 29, 2016
Redacción Carroya.com
La prueba de fuego para comprar carro usado: manejarlo

Foto: archivo.

Por: Juan Sebastián Morales Correa @Juansemo /Editor Carroya.com

Siempre será fundamental que el comprador viva y sienta el carro que va a tener en su día a día: sus espacios, la distancia con la que debe maniobrar, lo cómodo que le resulte, entre muchos detalles más que solo se viven al sentarse en el puesto del piloto.

Ante esto, hacer un Test Drive del usado que le interese es vital, además no descarte una revisión mecánica de su confianza para realizar las revisiones técnicas al vehículo que va a comprar.

Si puede realizarle una prueba específica para medir la potencia del motor, hágalo, esta es clave para saber qué tan buena vida ha tenido el vehículo.

Un consejo que puede darle la ventaja a la hora de comprar es dejar que el vendedor conduzca primero. Este lo intentará impresionar con el buen estado del carro, así que dé mayor relevancia a sus sensaciones al volante: dude si algún argumento del vendedor no lo convence.

Tómese su tiempo para pasar al volante. Observe si hay abolladuras y goteo de líquidos, que pueden ser los síntomas más evidentes del estado general del carro, incluso para quienes no tienen profundo conocimiento de mecánica.

Su turno: a manejar

  • ¡El motor no miente! Tenga muy en cuenta que el sonido del motor debe ser suave y parejo. Si sospecha de ruidos que le resultan inusuales, téngalos muy en cuenta para comprar el carro. Piénselo de esta manera: un carro que suena es un carro quejándose.
  • La caja de cambios debe permitir el paso de uno a otro con suavidad y precisión. No se debe mover la palanca y mucho menos debe sonar al meter un cambio. Además, se debe prestar atención a que la caja no rechace ni rebote ninguno de los cambios que ofrezca.
  • Realice el testeo por terrenos distintos, y además, maneje en diferentes velocidades. Un par de ascensos en su recorrido, así como algunas calles sin asfaltar, le podrán diagnosticar sobre temas como la suspensión y la dirección del vehículo. Además las subidas sirven para conocer la potencia del automotor.
  • Por su parte, los terrenos irregulares pueden poner en evidencia ruidos extraños y problemas en la suspensión.
  • El sistema de dirección debe ser suave y contar con buena precisión, no debe presentar mucha holgura antes de mover las llantas, si esto se presenta hay desgaste en los componentes. Durante la prueba de conducción conviene soltar el timón en un sitio despejado, para observar si se desplaza hacia algún lado, lo cual indicaría también desgastes en el sistema de dirección o averías de suspensión.
  • El clutch debe funcionar suavemente y al accionarlo para arrancar no debe presentar saltos, que son síntomas de un disco reparado. Además, si quiere examinar más rigurosamente el disco, lleve el vehículo a una pendiente y si  nota  que la velocidad del motor aumenta pero el auto no avanza, el disco está muy gastado.
  • Vaya a un parqueadero subterráneo, éste es un gran lugar para escuchar ruidos sospechosos en el carro que vaya a adquirir. Estando ahí con el motor prendido, anote cualquier ruido por pequeño que parezca, ya que le puede indicar fallas o desgastes.
  • Apenas termine de manejarlo no permita que se apague el motor al terminar la prueba. Pídale a su acompañante o al dueño que acelere varias veces mientras usted observa la salida del escape. Si el humo es negro puede indicar mala sincronización o defectos de ajuste en el carburador. Si es azulado puede indicar desgaste interno del motor en cilindros, anillos o válvulas.
  • Revise el motor en busca de fugas de agua o aceite o, en el peor de los casos, soldadura en el bloque o en la culata. Fíjese en el estado general de las mangueras, correas y cauchos, estos le darán una idea aproximada del mantenimiento que se le ha dado al carro.

Ya lo sabe, si tiene en cuenta estos prácticos consejos la compra de un carro usado que lo haga feliz dependerá de usted.

 

Si desea comprar carro usado o vender el suyo, aproveche la primer Feria de Carros Usados en la capital de la República: Bogotá Car Expo.

¿Dónde?
Corferias (Carrera 37 No 24-67)

¿Cuándo?
Del 5 al 8 de noviembre de 2015

Horario:
Desde las 10:00 a.m. hasta las 8:00 p.m.

Acceso:
La Boletería tiene un valor de $7.000 pesos para adultos, los niños menores de 12 años no pagan. También esté pendiente de nuestras redes sociales de Carroya en Twitter (@Carroya ) y de la Página en Facebook, allí se entregará un gran número de boletas gratuitas.

 




Califica este árticulo: